Lo bueno que dás, vuelve.

Hace un tiempo leí una nota sobre el gen de hacerse la difícil, me recuerdo que al leerlo me sentí identificada con todas y cada una de las palabras y me dije a mi misma: Wow nadie pudo haberlo descrito mejor. Como les había contado antes soy una persona super sentimental y pues he de admitir que yo también nací sin ese gen, si alguien me gusta, me gusta; se me nota, lo demuestro, ya voy con detallitos y mensajitos y esa sonrisota de oreja a oreja, me intereso por su vida y sus cosas y sí, puede que me ilusione de más. Un amigo una vez me dijo: A los hombres nos gusta que se hagan desear… y me puse a pensar: ¿Pero y qué si no me quiero hacer desear? pienso que todo es cuestión de conexiones y el universo te alinea con las personas que necesitas encontrar, sean pasajeras o sean permanentes, así que: ¿porqué no vivirlo plenamente?

Lastimosamente estamos en una sociedad donde se esperan ciertas actitudes y en mi caso siempre he sido juzgada por “dar de más”, por ponerle mucho corazón a las cosas y por quererle ver lo bueno a las cosas aunque estén de la patada, pero puedo asegurarles que todo lo bueno que he dado, siempre vuelve. Tuve una relación hace tres años que me tomó por sorpresa, él en ese entonces tenía cáncer y wow… era una ruleta rusa emocional para la que yo a mis 21 años no estaba preparada, fue la primera vez en la que me enamoré y en la que di todo por alguien y ese alguien al regresar escogió a otra persona… nunca he sido de rogar y es algo que no haré pero para mi sorpresa es una puerta que él ha tocado una y otra vez, hace un par de días me escribió y fue gratificante escuchar palabras de motivación y admiración hacia mí, y es que pienso que no hay nada mejor que dejar una buena impresión, ¿de que sirven esas actitudes infantiles si al final únicamente te desgastan más?, puede que sea muy sentimental pero también se darme mi lugar, avanzar y buscar nuevas aventuras.

¿Porqué les cuento esto? Porqué cuando las cosas se hacen de buena voluntad y sin esperar nada a cambio, la misma vida se encarga de sorprenderte con personas y situaciones aún mejores, y sí, seguiré apostándole a todo con TODO, porqué con TODO se encargará el universo de sorprenderme, ¿no creen?

 

Kalemoso.

Anuncios

7 comentarios en “Lo bueno que dás, vuelve.

  1. Sra. X dijo:

    Hay una película que se llama “Si la cosa funciona” de Woddy Allen. Me quede con esta frase: “Aprovecha todo el amor que puedas dar o recibir. Toda la felicidad que puedas birlar o brindar. Cualquier medida de gracia pasajera, si la cosa funciona…”. Creo que está hecha para personas como tú.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s